Page 16 - NE392
P. 16

ARTÍCULO
de Licencias (TTLL), uno por instala- ción nuclear, formados por un presi- dente, tres vocales funcionarios del CSN, uno de los cuales actúa como secretario, y un vocal propuesto por la instalación. Los TTLL funcionan como órganos colegiados de la Ad- ministración.
Así mismo el RINR requiere que los titulares desarrollen programas de formación continua (incluyen- do los del PLO) cuyas líneas bási- cas deben estar recogidas en un Documento Oficial de Explotación, en concreto en el Reglamento de Funcionamiento. El objetivo de es- tos programas es asegurar que el PLO mantiene el adecuado nivel de conocimientos, capacidades y habilidades para desempeñar satis- factoriamente sus funciones.
Esta normativa básica se de- sarrolla en la Instrucción IS-11 del CSN, sobre Licencias de personal de operación de centrales nuclea- res. En ella se describen los requi- sitos para para la obtención de li- cencias de operación, incluyendo el programa de formación inicial de los aspirantes. En particular, la IS-11 describe la estructura de los exámenes que el CSN realiza para conceder las licencias de opera- ción, así como las materias objeto de examen.
La IS-11 establece también carac- terísticas específicas de las licen- cias, introduciendo la posibilidad de que las de operador se limiten a un puesto en la sala de control prin- cipal (reactor o turbina), o que pue- dan ampliarse para obtener la ca- pacitación para supervisar las alte- raciones del núcleo y el movimiento de combustible (LOMC), competen- cia que corresponde inicialmente a las licencias de supervisor.
En la IS-11 se desarrollan también los requisitos mínimos que deben cumplir los programas de formación continua, cíclicos, que deben cons- tar de sesiones lectivas de repaso de los conocimientos generales y específicos, de todos los procedi- mientos anormales y de emergen- cia, y una actualización de su ca- pacitación operacional mediante la impartición de experiencia ope- rativa y modificaciones de planta. Estos programas deben incluir tam- bién un entrenamiento anual en el Simulador de alcance total de Sala de Control (SSC) de la central que garantice el entrenamiento en to- dos los escenarios operativos pre- vistos (incluyendo las secuencias accidentales que más contribuyen
al riesgo, deducidas de sus Análisis Probabilistas de Seguridad). La IS-11 requiere al titular de la central nu- clear la evaluación del aprovecha- miento individual del PLO que inclu- ya la realización de pruebas escritas y prácticas.
Así mismo, la IS-11 requiere al titu- lar de la central que disponga de un proceso sistemático de evaluación de la idoneidad de los programas de formación continua y la reali- mentación de los mismos con los comentarios aportados por el pro- pio PLO.
En el primer trimestre de cada año se remite al CSN un informe anual sobre la formación continua impartida al PLO en el año anterior así como la prevista en el año en curso, con los principales criterios, incidencias y resultados.
La Guía de Seguridad GS-1.1 Cua- lificaciones de licencias de personal para la obtención y uso de licencias de operación de centrales nucleares tiene como objeto señalar la forma- ción académica, experiencia y en- trenamiento mínimos que el CSN es- tima aceptables para los aspirantes a licencias de operador o supervisor de CCNN, y los requisitos para su re- novación. Debe señalarse aquí que las previsiones de esta GS, cuya edi- ción vigente es de 1986, se han visto superadas en muchos de sus aspec- tos por los requisitos de la IS-11, por lo que su vigencia está muy limitada.
El CSN dispone de procedimientos internos que contemplan los procesos de concesión de la licencia, incluyen- do los exámenes correspondientes, tanto para CCNN como para la Fábri- ca de Combustible de Juzbado.
renovación de licencias
Para la renovación de una licencia de operación el Titular de la CC- NN debe acreditar tres circunstan- cias en relación al poseedor de la licencia de operación: 1) que ha permanecido ejerciendo efectiva- mente y con la debida competen- cia las misiones específicas de su licencia, y que se han cumplido las condiciones de actividad, 2) que ha seguido con aprovechamiento su programa de formación continua y 3) que sigue siendo calificado co- mo apto para el puesto de trabajo con licencia y para el trabajo con radiaciones ionizantes (o apto en determinadas condiciones y en este caso indicándolas) por un servicio de prevención de riesgos laborales.
La función de la renovación de licencias recae sobre el Tribunal
de Licencias de cada instalación quien decide, de manera colegia- da, sobre la renovación. Esta deci- sión se basa en la verificación de requisitos que realiza el Área de Organización, Factores Humanos y Formación (OFHF), quien recibe la información proporcionada por los titulares, contrastándola, si es necesario, con los registros de que dispone el CSN.
Aunque la distribución anual tie- ne una gran variabilidad, en media anual en los últimos 10 años el CSN ha concedido unas 23 licencias, y renovado del orden de 47, del per- sonal de operación de CCNN.
formaCión iniCial para la obtenCión de la liCenCia
Para ser titular de una licencia de operación, debe haberse seguido una formación universitaria de gra- do, culminada con la obtención del título correspondiente1. A partir de esa formación previa, el aspi- rante a licencia sigue un progra- ma de formación establecido por los departamentos de formación, revisado por el CSN e impartido fundamentalmente por Tecnatom, empresa que proporciona este ser- vicio a todas las CCNN españolas. Esta formación inicial incluye una amplia formación teórica a la que se añade un periodo de prácticas en el SSC de la instalación, donde se ejercita el uso de procedimientos y se proporciona una comprensión integrada del comportamiento de la instalación frente a condiciones de fallo o de accidente; además se incluye la estancia en la propia instalación, realizándose perma- nencias en la SCP para observar el desarrollo de las tareas de opera- ción, así como la visita a los diversos edificios para observar equipos y actividades.
El punto final de esta formación es el examen de licencia que reali- za el CSN. Los vocales y asesores de los TTLL son los encargados de veri- ficar mediante este examen que la formación teórico-práctica recibi- da por los aspirantes a licencia es adecuada y que ha sido seguida con aprovechamiento. Los vocales del CSN pertenecen al Cuerpo Téc- nico, si bien no existe en la estruc- tura organizativa una Unidad con dedicación exclusiva a la prepara- ción de estas pruebas, por lo que
1. Norma general que, por motivos his- tóricos, ha admitido excepciones en el puesto de operador de turbina.
16 Febrero 2018














































































   14   15   16   17   18